Gráfica Monumental con Tecnologías Globales

La idea de la travesía, un viaje con un valor en sí mismo debido a sus implicaciones descriptivas, es algo que se encuentra presente en la cultura humana desde la antigüedad. En las mitologías de civilizaciones ancestrales el viaje representaba, de alguna manera, la inisiación del hombre (el héroe) en los misterios de las deidaes, o más aun, en los de la muerte.

La narración de periplos épicos es el eje axial de buena parte de la literatura clásica universal: las narraciones homéricas, la Divina Comedia, o Los Viajes de Gulliver, son sólos algunos de los ejemplos más notables. Sin embargo, cabría preguntarse qué valores encierra la idea de la travesía que la hace tan atractiva a culturas tan distintas entre sí como la india, la helénica o las prehispánicas; es algo que probablemente se encuentre en la naturaleza humana: viajar es, entre otras cosas, la posibilidad de unificar bajo una perspectiva, experiencias de carácter disímil; dicho de otro modo, es explorar de forma extrospectiva o introspectiva el mundo que rodea al hombre.

Los descubrimientos y vivencias de esta exploración constante del universo se encuentran en el sustrato de toda bitácora ya sea de carácter preverbal, oracional, mitológico, literario o plástico. Aquello que varía es la forma en que son presentadas, existiendo una vinculación de mayor fuerza que las articula por encima de las diferencias de tipo formal.

 El proyecto de Andrea di Castro en colaboración con los artistas Humberto R. Jardón, Andrea Wollensak, Sebastián, Alberto Gutiérrez Chong, Jose Férez Kuri, Edmundo Díaz, Armando López, Héctor Moreno, Carlos Salom, Ignacio Del Río, Alejandro Nava, entre otros, es una nueva manera de presentar la narración de un viaje valiéndose del uso de las posibilidades que ofrece al ser humano la aparición constantes de nuevas tecnologías. El resultado final, los trazos hechos a partir del sistema GPS, se vincula con ciertas tendencias del arte contemporáneo el arte accional, contenido en el desplazamiento para generar las formas finales; y la intervención del espacio de la superficie terrestre utilizando la naturaleza como fondo referencial; mientras por otra parte lo globalizador del concepto se mantiene anclado a una larga tradición de reconocimiento del mundo a través del arte.

Alvaro Molina, octubre 1.999.